Atrás

Aspectos a considerar en la selección y uso

Aspectos a considerar en la selección y uso


  • Desechar el casco después de cualquier impacto significativo, si presenta arañazos profundos, está desgastado o deformado, cruje al combarlo, el arnés está dañado o deformado o supera su vida útil.

  • Llevar el casco de manera que el ala esté derecha cuando la cabeza está recta. No llevarlo torcido hacia arriba o hacia abajo, ni con la visera hacia atrás ya que ello puede implicar una reducción significativa de la protección que puede ofrecer.

  • No modificar el casco (por ejemplo: haciendo agujeros de ventilación, pintándolo, haciendo marcas o colocando pegatinas sobre él).

  • Almacenarlo adecuadamente, sin exponerlo a luz solar directa.

  • No utilizar un casco contra golpes cuando existe riesgo de caída de objetos. En este caso llevar un casco de seguridad.

  • Tener en cuenta la compatibilidad con otros equipos y con el trabajo.

  • Valorar aspectos de confort (ajuste, peso, ventilación…) y los accesorios