Diferentes especies del género:

Sinónimos:

Scedosporium apiospermum (teleomorfo Pseudallescheria boydii o formalmente conocido como Allescheria boydii o Petriellidium boydii).

S. apiospermum (P. boydii) ha sido reclasificado y actualmente es un complejo formado por diferentes especies como: Scedosporium boydii (teleomorfo o fase sexual Pseudallescheria boydii), S. apiospermum (teleomorfo P. apiosperma), P. ellipsoidea, S. aurantiacum, P. angusta, P. fusoidea, P. minutispora y S. dehoogi (3)

Al género Scedosporium también se le ha denominado Lomentospora

.
Última modificación: 08/04/2022

Scedosporium apiospermum es un hongo filamentoso hialino y perteneciente al filo Ascomycota.

Macroscopicamente crece rápidamente a 25 °C en agar Sabouraud pudiendo tolerar hasta 42 °C. Las colonias son de aspecto flocoso, inicialmente de colores blancos y después grisáceos pudiendo adquirir un color marrón, su reverso es pálido con zonas de color marrón o negro.

La apariencia microscópica depende de la especie y de la fase sexual.

S. apiospermum (forma anamorfa) presenta hifas hialinas, cilíndricas y septadas con células conidiogénicas emergiendo. Los conidios son ovales, únicos, truncos en su base, de color marrón y adherentes. Pseudallescheria boydii (forma teleomorfa) se caracteriza por la presencia del cleistotecio marrón en donde se producen los ascos globosos que contienen 8 ascosporas. Las ascosporas son unicelulares, ovoides o elipsoidales, lisas y de color amarillo pálido a cobre.

Reservorio

Suelo, materia orgánica en descomposición, fango, aguas residuales, agua salada y salobre.

Hospedadores

Humanos y, raramente, se ha documentado el aislamiento del hongo en anfibios (2).

Dosis Infectiva Mínima (DIM)

Se desconoce en la actualidad.

Supervivencia ambiental

Son hongos saprófitos, se encuentran en el suelo, en distintos sustratos ricos en materia orgánica (estiércol), en las aguas residuales y en los mares contaminados. También pueden encontrarse contaminando los sistemas de climatización-ventilación de los edificios.

S. apiospermum (Pseudallescheria boydii) se ha encontrado en agua salobre y salada, aguas residuales, suelo, zonas pantanosas, zonas costeras y en materia orgánica rica en compuestos nitrogenados como guano, estiércol y heces de murciélago.

Formas de resistencia

No presentan formas de resistencia.

Mecanismo de propagación y transmisión

La transmisión se produce principalmente por inoculación de las esporas del hongo en el tejido subcutáneo, mediante pinchazos o arañazos con objetos contaminados como espinas, paja, astillas, herramientas, clavos oxidados, etc.

Otra forma posible de transmisión es la inhalación de las esporas del hongo dispersas en el ambiente y, también, por la inmersión accidental prolongada en aguas contaminadas.

La mayor transmisión suele darse en actividades en contacto con suelo, tierra, estiércol, fango y aguas residuales (3).

También están relacionados con casos de enfermedad nosocomial, principalmente por traumatismos penetrantes, cirugía, catéteres intravasculares, punciones lumbares o inhalación de esporas ambientales.

No se transmite de persona a persona, ni de los animales al hombre (2).

Vías de entrada

Parenteral. Respiratoria.

Distribución geográfica

Mundial.

Clasificación Nacional de Actividades Económicas (CNAE)

Tabla con la clasificación Nacional de Actividades Económicas (CNAE)
CNAE 2009 Descripción
A0111 Cultivo de cereales (excepto arroz), leguminosas y semillas oleaginosas
A0113 Cultivo de hortalizas, raíces y tubérculos
A0114 Cultivo de caña de azúcar
A0116 Cultivo de plantas para fibras textiles
A0130 Propagación de plantas
A0150 Producción agrícola combinada con la producción ganadera
A0161 Actividades de apoyo a la agricultura
A0163 Actividades de preparación posterior a la cosecha
A0210 Silvicultura y otras actividades forestales
A0220 Explotación de la madera
A0230 Recolección de productos silvestres, excepto madera
E3600 Captación, depuración y distribución de agua
E3700 Recogida y tratamiento de aguas residuales
E3811 Recogida de residuos no peligrosos
F4211 Construcción de carreteras y autopistas
F4212 Construcción de vías férreas de superficie y subterráneas
F4213 Construcción de puentes y túneles
F4221 Construcción de redes para fluidos
F4291 Obras hidráulicas
F4299 Construcción de otros proyectos de ingeniería civil n.c.o.p.
F4312 Preparación de terrenos
F4313 Perforaciones y sondeos
M7211 Investigación y desarrollo experimental en biotecnología
M7219 Otra investigación y desarrollo experimental en ciencias naturales y técnicas
M7500 Actividades veterinarias
N8130 Actividades de jardinería
O8424 Orden público y seguridad
Q8690 Otras actividades sanitarias
R9103 Gestión de lugares y edificios históricos
R9104 Actividades de los jardines botánicos, parques zoológicos y reservas naturales
S9603 Pompas fúnebres y actividades relacionadas

Clasificación Nacional de Ocupaciones (CNO)

Tabla con la clasificación Nacional de Ocupaciones (CNO)
CNO 2011 Descripción
0020 Tropa y marinería de las fuerzas armadas
2130 Veterinarios
2210 Profesores de universidades y otra enseñanza superior (excepto formación profesional)
2421 Biólogos, botánicos, zoólogos y afines
2432 Ingenieros en construcción y obra civil
2454 Ingenieros geógrafos y cartógrafos
2462 Ingenieros técnicos de obras públicas
2483 Ingenieros técnicos en topografía
2821 Sociólogos, geógrafos, antropólogos, arqueólogos y afines
3122 Técnicos en construcción
3141 Técnicos en ciencias biológicas (excepto en áreas sanitarias)
3313 Técnicos en anatomía patológica y citología
3314 Técnicos en laboratorio de diagnóstico clínico
3327 Ayudantes de veterinaria
5892 Empleados de pompas fúnebres y embalsamadores
5931 Bomberos (excepto forestales)
5993 Agentes forestales y medioambientales
6110 Trabajadores cualificados en actividades agrícolas (excepto en huertas, invernaderos, viveros y jardines)
6120 Trabajadores cualificados en huertas, invernaderos, viveros y jardines
8331 Operadores de maquinaria de movimientos de tierras y equipos similares
9511 Peones agrícolas (excepto en huertas, invernaderos, viveros y jardines)
9512 Peones agrícolas en huertas, invernaderos, viveros y jardines
9530 Peones agropecuarios
9543 Peones forestales y de la caza
9601 Peones de obras públicas
9602 Peones de la construcción de edificios
9603 Peones de la minería, canteras y otras industrias extractivas
9811 Peones del transporte de mercancías y descargadores

Grupo de riesgo

Infección

La infección da lugar a distintas manifestaciones clínicas según la puerta de entrada del hongo y el estado del paciente afectado. Las más habituales se pueden agrupar en micetoma; infección oportunista; infección no oportunista; y síndrome de asfixia por inmersión.

El micetoma (eumicetoma) es la infección más frecuente causada por estos hongos; se trata de una infección crónica, profunda, de progresión lenta, sin dolor y destructiva de la piel, el tejido subcutáneo, el músculo y el hueso. Normalmente afecta a los pies, pero puede afectar a cualquier parte del cuerpo, principalmente a las extremidades, la región glútea, la espalda, el tronco, la cabeza, el cuello, la cara, e incluso la conjuntiva. La lesión inicial es un nódulo eritematoso, indoloro, que crece y se fistuliza drenando material serosanguinolento (pus) y granos blancos o blanco-amarillentos (colonias del hongo). Con el tiempo y sin tratamiento la lesión se extiende hacia las zonas profundas como el músculo y el hueso subyacente, con la consecuente deformidad y pérdida de función del tejido afectado.

Aunque los micetomas se localizan en su mayor parte en las extremidades inferiores y pueden permanecer ahí durante años o décadas, la patología es más grave cuando se encuentra en sitios como el abdomen, donde puede causar peritonitis; el tórax, donde puede invadir los pulmones o mediastino; el cráneo, donde perfora los huesos y puede causar lesión cerebral o incluso la muerte.

Otras manifestaciones clínicas que pueden darse en individuos inmunocompetentes y en inmunodeprimidos son: afectación de las vías respiratorias (principalmente en pacientes con bronquiectasias), bola fúngica, reacción alérgica, neumonía, sinusitis, artritis séptica, osteomielitis, infección cutánea y subcutánea (no micetoma), meningitis, abscesos en el sistema nervioso central, queratitis, endoftalmitis, endocarditis y enfermedad diseminada especialmente en inmunocomprometidos (pacientes hematológicos, receptores de trasplantes o tratados con corticoides).

El síndrome de asfixia por inmersión es causado normalmente por S. apiospermum (P. boydii), afecta a pacientes inmunocompetentes tras haber sufrido un proceso de semiafixia por inmersión accidental prolongada en aguas contaminadas o por tsunamis. Se caracteriza por un síndrome clínico de infección sinopulmonar y afectación del sistema nervioso central. Las manifestaciones clínicas son muy diversas pero suelen incluir fiebre, cefalea, alteración de la conciencia, convulsiones y signos piramidales. La tasa de supervivencia no supera el 33 % (3).

Efectos alérgicos (Ver Anexo II RD 664/1997 ) / (Ver Allergen )

No se han descrito

Efectos tóxicos

No se han descrito

Efectos cancerígenos (Ver International Agency for Research On Cancer - IARC )

No se han descrito

Efectos en la maternidad

No se han descrito

Enfermedad

Tabla con las enfermedades
CIE-10 Nombre EDO
B47 Micetoma No

Desinfectantes

No se dispone de información específica para Scedosporium, pero la mayoría de los hongos son sensibles a hipoclorito sódico, yodóforos, alcoholes, glutaraldehído y peróxido de hidrógeno.

Inactivación física

No se dispone de información específica para Scedosporium, pero la mayoría de los hongos se inactivan con calor húmedo a 121 º C durante al menos 15 minutos.

Antimicrobianos

S. apiospermum (P. boydii) es sensible a las equinocandinas (principalmente a la caspofungina) y a los azoles (principalmente voriconazol) excepto a fluconazol y ketoconazol.

Vacunación

No disponible

Medidas preventivas generales

Disponer de ventilación adecuada en los lugares de trabajo, evitar la humedad rela-tiva alta y condensaciones, además de implantar un programa periódico de limpieza y mantenimiento de locales, instalaciones y equipos, especialmente del sistema de climatización-ventilación del edificio.

Evitar procesos pulvígenos o que generen bioaerosoles; si no es posible, cerramiento o aislamiento de dichos procesos, o disponer de un sistema de extracción localizada.

Reducir el uso de herramientas cortantes o punzantes; en caso necesario, utilizarlas con las debidas precauciones y protecciones.

Higiene personal, mantener la piel limpia y seca, lavado de manos después de tocar materiales o elementos potencialmente contaminados. Utilización de ropa de trabajo y equipos de protección individual, sobre todo calzado y guantes, en la medida de lo posible, resistentes a la perforación.

Limpieza y desinfección de cortes, arañazos o heridas en la piel, evitar el contacto de las mismas con elementos contaminados. Cubrir las heridas con apósitos estériles e impermeables.

Precauciones en centros sanitarios

En hospitales y centros sanitarios, adoptar las Precauciones Estándar (9).

EPI

Protección de las manos: guantes de protección frente a microorganismos y de cierta resistencia mecánica en caso de contacto o manipulación de materiales potencialmente infecciosos.

Calzado de trabajo de resistencia mecánica a la perforación.

Protección respiratoria: mascarillas autofiltrantes preferiblemente FFP3 o máscaras con filtros P3 en tareas que puedan generar bioaerosoles o polvo.

Protección ocular o facial: gafa de protección de montura universal en caso de riesgo de contacto accidental mano/guante contaminado-ojo, o pantalla de protección facial (símbolo de marcado en montura: 3) en caso de riesgo de exposición a salpicaduras, o gafa de protección de montura integral con hermeticidad frente a partículas (símbolo de marcado en montura: 4), en caso de riesgo de exposición a polvo.

Seguridad en laboratorio

Nivel de contención: 2

Los principales riesgos son la inoculación accidental, el contacto del hongo con la piel, la inhalación de bioaerosoles y las salpicaduras.

Las muestras más peligrosas son muestras ambientales contaminadas (suelo, agua residual, fangos) y cultivos del hongo.

Se requieren las prácticas y las medidas de contención de un nivel 2 de bioseguridad, evitar el empleo de material cortante o punzante, utilizar cabina de seguridad biológica en aquellas operaciones que impliquen la generación de bioaerosoles, proyecciones o salpicaduras y utilizar guantes frente a microorganismos en el caso de contacto con muestras contaminadas, y bata o ropa de trabajo.