null ¿Qué aporta la Medicina del Trabajo a la Salud del Trabajador?

¿Qué aporta la Medicina del Trabajo a la Salud del Trabajador?

La Medicina del Trabajo, es la única especialidad médica que interpreta y busca las causas de la enfermedad en el entorno laboral en el que se produce.

La Medicina del Trabajo desarrolla una serie de actividades propias dirigidas a la protección y mejora de la salud de los trabajadores en un contexto de relación, interacción y complementariedad multidisciplinar con el resto de disciplinas preventivas.

Estas actividades vienen reguladas en distintas disposiciones como: la Ley 31/1995, el Real Decreto 39/199 y, Real Decreto 843/2011, que incluyen:

  • La vigilancia de la salud de forma específica en función de los factores de riesgo a los que esté expuesto el trabajador.
  • Estudiar las enfermedades susceptibles de estar relacionadas con el trabajo, de cara a identificar una posible relación causal con los riesgos presentes en los lugares de trabajo.
  • Investigar y analizar las posibles relaciones entre la exposición a los riesgos profesionales y los perjuicios para la salud y proponer medidas encaminadas a mejorar las condiciones y medio ambiente de trabajo.
  • Comunicar las enfermedades que podrían ser calificadas como profesionales.
  • Proporcionar primeros auxilios y la atención de urgencia.
  • Impulsar programas de promoción de la salud en el lugar de trabajo.
  • Estudiar y valorar los riesgos que puedan afectar a las trabajadoras en situación de embarazo o parto reciente, a los menores y a los trabajadores especialmente sensibles a determinados riesgos, y propondrá las medidas preventivas adecuadas.
  • Desarrollar programas de formación, información e investigación.
  • Efectuar sistemáticamente y de forma continua la vigilancia colectiva de la salud de los trabajadores.
  • Participar en  actuaciones interdisciplinares del servicio de prevención.
  • Colaborar con las autoridades sanitarias.

La Medicina del Trabajo en el marco de la prevención de riesgos laborales, es una especialidad médica compleja que incluye conocimientos de: Medicina clínica, Epidemiología y Medicina Preventiva.