Ruido y vibraciones

Un sonido se denomina ruido cuando resulta molesto, desagradable o no deseado. Sin embargo, un mismo sonido puede resultar agradable para unas personas y desagradable para otras, o incluso, esta apreciación puede ser realizada por una misma persona en diferentes momentos o situaciones, en función de diversos factores. Por tanto, el aspecto clave para hablar de ruido es el factor subjetivo.

El ruido es un contaminante que puede producir daños y efectos indeseables de tipo auditivo extra-auditivo. Situación similar ocurre con las vibraciones, que pueden producir daños y lesiones o bien efectos relacionados con el malestar. Es decir el ruido y las vibraciones generan unos efectos en el comportamiento y en su rendimiento. Las vibraciones es uno de los factores del que se disponen evidencias científicas de producir trastornos musculoesqueléticos.