Relaciones institucionales

Un grupo de personas reunidas alrededor de una mesa y llegando a un acuerdo

El Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo para el cumplimiento de la misión de análisis, estudio, promoción y apoyo a la mejora de condiciones de seguridad y salud en el trabajo que le asigna la Ley de PRL, debe colaborar, coordinarse e intercambiar información y experiencias con gran número Administraciones, Organismos e Instituciones en los diferentes ámbitos territoriales de actuación: autonómico, nacional, europeo e internacional.

Nuevo marco estratégico de la UE sobre salud y seguridad en el trabajo 2021 - 2027

Nuevo marco estratégico de la UE sobre salud y seguridad en el trabajo 2021 - 2027

Nuevo marco estratégico de la UE sobre salud y seguridad en el trabajo para abordar los cambios en el mundo del trabajo y mejorar la SST de la población trabajadora.

Imagen que representa la campaña de divulgación del Marco Estratégico de la Unión Europea sobre Seguridad y Salud en el Trabajo

¿Qué es el marco estratégico de la UE sobre SST y por qué lo necesitamos?

El marco estratégico de la UE para la salud y la seguridad en el trabajo determina los principales retos y acciones para proteger a los casi 170 millones de personas que trabajan en la UE de los accidentes y enfermedades relacionados con el trabajo. Sirve para movilizar a las instituciones de la UE, los Estados miembros, los interlocutores sociales y otras partes interesadas en torno a las prioridades comunes sobre la protección de la población trabajadora.

Las prioridades del marco anterior (2014-2020) siguen siendo pertinentes en la actualidad. Sin embargo, es necesario seguir actuando en la UE para que los lugares de trabajo se adapten a las transiciones ecológica, digital y demográfica, para reflejar los cambios en el entorno de trabajo tradicional y para extraer las lecciones de la pandemia de COVID-19.

Objetivos del marco estratégico 2021-2027:

• Anticipar y gestionar el cambio en el nuevo mundo del trabajo;

• Mejorar la prevención de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales;

• Aumentar la preparación para cualquier posible crisis sanitaria futura.

El marco también pretende garantizar que la UE mantenga su papel de liderazgo internacional en la promoción de normas estrictas de seguridad y salud en el trabajo en el ámbito internacional.

¿Cómo se abordarán los efectos sobre la SST de un mundo del trabajo cambiante y de la transición ecológica y digital?

Transición digital:

Las tecnologías digitales pueden proporcionar a la población trabajadora y a sus empresas soluciones habilitadas digitalmente para apoyar su salud y bienestar, con un impacto positivo también para aquellas personas trabajadoras con discapacidades o de edad avanzada o para aquellas que tienen que realizar tareas peligrosas y monótonas.

Sin embargo, conviene tener presente que estos avances también pueden crear nuevos riesgos o agravar los existentes para la salud física y mental de las personas. Como resultado de la pandemia, cerca del 40% de las personas comenzaron a trabajar a distancia a tiempo completo.  Junto con otras prácticas de trabajo relacionadas con la exposición a riesgos psicosociales y ergonómicos, como la conectividad permanente, la falta de interacción social y el mayor uso de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC).

Como parte del nuevo marco estratégico, la Comisión revisará, entre otras cuestiones , la Directiva sobre lugares de trabajo y la Directiva sobre equipos de visualización (para 2023).

Transición verde:

Desde el punto de vista climático nos preparamos para un futuro neutro, en el que se ofrecen oportunidades a través de los empleos verdes. En esta transición se hace necesario revisar los valores límite actuales de determinadas sustancias peligrosas utilizadas en sectores tanto existentes como emergentes. Se trataría, por ejemplo, del plomo y el cobalto, sustancias peligrosas que se utilizan con frecuencia en las tecnologías de energías renovables y en la fabricación de baterías. En el marco de la ola de renovaciones de los edificios para hacerlos más sostenibles, la exposición al amianto también puede convertirse en un factor de riesgo para la salud.

En el nuevo marco estratégico, la Comisión propondrá valores límite de protección para el amianto en la Directiva sobre el amianto (en 2022), para el plomo y los diisocianatos en la Directiva sobre agentes químicos (en 2022) y para el cobalto en la Directiva sobre carcinógenos y mutágenos (en el primer trimestre de 2024).

Salud mental:

Ya antes de la pandemia, los problemas de salud mental afectaban a unos 84 millones de personas en la UE.

La mitad de la población trabajadora de la UE considera que el estrés es habitual en su lugar de trabajo, y este contribuye a cerca de la mitad de las jornadas laborales perdidas. Casi el 80% de la personas en puestos directivos están preocupadas por el estrés laboral.

Como consecuencia de la pandemia, cerca del 40% de las personas comenzaron a trabajar a distancia a tiempo completo. Esto difumina los límites tradicionales entre el trabajo y la vida privada y, junto con otras tendencias del trabajo a distancia, como la conectividad permanente, la falta de interacción social y el mayor uso de las TIC, ha dado lugar a riesgos psicosociales y ergonómicos adicionales.

En cooperación con los Estados miembros y los interlocutores sociales, la Comisión preparará una iniciativa no legislativa en el ámbito de la UE relacionada con la salud mental en el trabajo, que evalúe las cuestiones emergentes relacionadas con la salud mental de la fuerza laboral y presente orientaciones para la acción antes de finales de 2022.

Beneficios de la prevención de riesgos

La prevención de riesgos y la promoción de condiciones de trabajo seguras y saludables contribuyen al bienestar y la salud de la población trabajadora y sus familias. También mejora la productividad y la competitividad de las empresas. Aparte del imperativo humano, también hay argumentos económicos de peso para un alto nivel de protección de la salud y la seguridad en el trabajo (SST). Los accidentes de trabajo y las enfermedades profesionales cuestan a la economía de la UE más del 3,3% del PIB anualmente, mientras que las estimaciones muestran que por cada euro invertido en SST, el rendimiento para el empresariado es aproximadamente el doble.

Actuación de la UE para reducir el número de accidentes de trabajo, enfermedades profesionales y mejorar las condiciones de trabajo

Las últimas tres décadas han traído consigo un progreso significativo en materia de seguridad y salud en el trabajo: entre 1994 y 2018, los accidentes mortales en el trabajo en la UE se redujeron en aproximadamente un 70%.

A pesar de este progreso, todavía hubo más de 3.300 accidentes mortales y 3,1 millones de accidentes no mortales en la UE-27 en 2018. Además, más de 200.000 personas mueren cada año por enfermedades relacionadas con el trabajo. Por lo tanto, mantener y mejorar las normas de protección de la población trabajadora es un reto y necesidad constante.

Una de las prioridades que establece este marco estratégico es actualizar las normas de la UE sobre sustancias peligrosas para combatir el cáncer de origen laboral, las enfermedades respiratorias y las relacionadas con la exposición a reprotóxicos. Además de proporcionar directrices adecuadas para proteger a la población trabajadora frente a la exposición a medicamentos peligrosos y promover la sensibilización sobre los trastornos musculoesqueléticos.

Enfoque "visión cero" de las muertes relacionadas con el trabajo en la UE

El marco estratégico de la UE sobre salud y seguridad en el trabajo 2021-2027 promueve un enfoque de "visión cero" para las muertes relacionadas con el trabajo en la UE. El objetivo es movilizar a todos los actores relevantes de la UE e internacionales pertinentes en torno al ambicioso objetivo de eliminar las muertes, los accidentes y las enfermedades relacionadas con el trabajo. Los principales actores a este respecto son los Estados miembros (especialmente las inspecciones de trabajo),

los interlocutores sociales, el empresariado y la población trabajadora, además de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y otros organismos internacionales.

La prevención de las muertes relacionadas con el trabajo sólo será posible mediante:

  • la investigación exhaustiva de los accidentes y las muertes en el lugar de trabajo;
  • la identificación y la intervención sobre las causas de estos accidentes y muertes;
  • la sensibilización sobre los riesgos relacionados con los accidentes de trabajo y las enfermedades profesionales;
  • el refuerzo de la aplicación de las normas y directrices existentes.

Efectos de la actual pandemia en la salud y seguridad de la población trabajadora de la UE. Preparación para crisis sanitarias futuras.

La pandemia de COVID-19 ha afectado a las personas que han estado trabajando en sus lugares de trabajo habituales, en particular las personas en trabajos esenciales de los sectores sanitario o asistencial corrían un mayor riesgo de infectarse con el virus, al tiempo que trabajaban en condiciones muy difíciles. Las personas que trabajaban desde casa estaban expuestas a riesgos psicosociales y ergonómicos debido, entre otras cosas, a la no limitación de los límites entre el trabajo y la vida privada, la falta de interacción social o los lugares de trabajo mal adaptados.

La pandemia de COVID-19 ha puesto de manifiesto que la seguridad y la salud en el trabajo son fundamentales para la seguridad de los trabajadores y la continuidad de los servicios esenciales. También ha puesto de manifiesto que las medidas de higiene, las intervenciones no farmacéuticas y el apoyo a la salud mental deben tener mayor prioridad, mejorando la oportunidad y la eficacia de la respuesta a estas crisis. Deberían desarrollarse más las sinergias entre la SST y la salud pública.

Sobre la base de estas lecciones, la Comisión pondrá en marcha una evaluación en profundidad de los efectos de la pandemia y de la eficacia de los marcos de SST de la UE y nacionales para desarrollar procedimientos de emergencia y orientaciones para una respuesta rápida, la aplicación y el seguimiento de las medidas en posibles crisis sanitarias futuras, en estrecha colaboración con los agentes de la salud pública.

Ayuda a las microempresas y a las pequeñas empresas para proteger la salud y la seguridad de su plantilla

La Comisión trabajará con la Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo (EU-OSHA) para desarrollar herramientas de apoyo y orientación para que el empresariado cumpla la legislación sobre seguridad y salud en el trabajo. Estas herramientas se dirigirán en particular a las micro y pequeñas empresas. La Comisión también pedirá a los Estados miembros que ofrezcan mejores orientaciones y formación para la evaluación de riesgos y las medidas de prevención, en particular a las microempresas y las PYME.

Siguientes pasos

La Comisión Europea establecerá un plan de trabajo plurianual que se implantará anualmente. En este plan se recogerán todas las acciones detalladas en el Marco Estratégico y las que se puedan establecer posteriormente.

EU strategic framework on health and safety at work 2021-2027 Occupational safety and health in a changing world of work

MÁS INFORMACIÓN:

El Instituto en Europa

Europa en azul con el círculo de estrellas de la Unión Europea
  • Asesora, técnicamente, en la elaboración de la normativa legal y el desarrollo de la normalización europea.
  • Actúa como Centro de Referencia Nacional en relación con las Instituciones de la Unión Europea garantizando la coordinación de la información que facilita a escala nacional, en particular respecto a la Agencia Europea (EU-OSHA) y su Red.