Preguntas técnicas frecuentes iluminación

 

 


3 resultados
  • Las condiciones de iluminación en el ámbito laboral vienen reguladas en el artículo 8 y anexo IV del Real Decreto 486/1997, de 14 de abril, por el que se establecen las disposiciones mínimas de seguridad y salud en los lugares de trabajo. Se indica que la iluminación será acorde con las exigencias visuales de la tarea desarrollada y considerará los riesgos para la salud dependientes de las condiciones de visibilidad.

    En el anexo IV se indican los niveles mínimos de iluminación de los lugares de trabajo en función de la exigencia visual de la tarea y del local.

    Zona o parte del lugar de trabajo

    Nivel mínimo de iluminación (lux)

    • Zonas donde se ejecuten tareas con:
    1. Bajas exigencias visuales
    2. Exigencias visuales moderadas
    3. Exigencias visuales altas
    4. Exigencias visuales muy altas

    100

    200

    500

    1000

    • Áreas o locales de uso ocasional

    50

    • Áreas o locales de uso habitual

    100

    • Vías de circulación de uso ocasional

    25

    • Vías de circulación de uso habitual

    50

    Estos niveles mínimos deberán duplicarse cuando concurran las siguientes circunstancias:

    En las áreas o locales de uso general y en las vías de circulación, cuando existan riesgos apreciables de caídas, choques u otros accidentes.

    Donde se efectúen tareas en las que un error de apreciación pueda suponer un peligro para el trabajador que las ejecuta o para terceros o cuando el contraste de luminancias o de color entre el objeto a visualizar y el fondo sobre el que se encuentra sea muy débil.

    En la Guía Técnica para la evaluación y prevención de los riesgos relativos a la utilización de los lugares de Trabajo, se puede encontrar más información referida a la iluminación en lugares de trabajo, en el apéndice VI.

  • Hay una gran diversidad de lámparas LED en el mercado. Dependiendo de la adecuada elección de las lámparas o luminarias, las características de la luz se verán más o menos alteradas. El espectro de luz visible que emite cada fuente de luz (LED, halógena, fluorescente…) es diferente. En el caso del espectro de una lámpara LED es continuo mientras que otras tecnologías no (por ejemplo, fluorescente), esto implica que la luz emitida a través de este tipo de lámparas puede resultar menos fatigante a la vista, siempre y cuando el resto de las características sean las adecuadas.

    En ocasiones, se escogen lámparas o luminarias LED con ángulos de apertura del haz de luz menor que las lámparas convencionales y esto puede ocasionar en sombras y desequilibrios de las luminancias. Otro problema que en ocasiones surge es la elección de LED con una tonalidad más fría que la que se disponía anteriormente. En este caso la apariencia del entorno es poco acogedora.

  • Un luxómetro es un equipo para medir el nivel de iluminación. Dispone de una célula fotoeléctrica. Es decir: cuando incide la luz sobre la célula, se produce una corriente de electrones, señal eléctrica, proporcional al haz de luz recibido. Para que la señal se ajuste adecuadamente este luxómetro debe disponer de corrección de coseno, así se evitan los errores procedentes del ángulo de incidencia del haz de luz, y también debe disponer de respuesta espectral corregida según el tipo de luz a medir.

    Por último, otro aspecto importante es el de la calibración periódica según indique el fabricante.