null Medidas preventivas

Medidas preventivas

La iluminación de cada zona o parte de un lugar de trabajo deberá adaptarse a las características de la actividad que se efectúe en ella, teniendo en cuenta:

  • Los riesgos para la seguridad y salud de los trabajadores dependientes de las condiciones de visibilidad.
  • Las exigencias visuales de las tareas desarrolladas.

Para ello, las medidas preventivas se basan en la adecuación del sistema de iluminación en función de las tareas que se realicen. En ocasiones, las medidas irán encaminadas a la adecuación del sistema de iluminación, o a aumentar o reduciendo el nivel de iluminación, en otras se deberá considerar la distribución adecuada de las lámparas o luminarias. Algunos ejemplos de medidas técnicas son:

  • Ajustar los sistemas de iluminación: adaptando el número, distribución y características de las lámparas y luminarias.
  • Mantener las instalaciones.
  • Reducir los deslumbramientos tanto directos como indirectos y los reflejos molestos.
  • Evitar los desequilibrios de luminancias, parpadeos, efectos estroboscópicos.
  • Adaptar el campo visual.