null Efectos en la salud

Efectos en la salud

Además de la exposición a riesgos laborales que pueden ser comunes a otras actividades profesionales, los buceadores profesionales se enfrentan a otros riesgos que son específicos de su actividad, y que se deben al medio hiperbárico en el que se desarrolla este tipo de trabajos, con los consiguientes efectos que esto puede ocasionar sobre su salud.

 

Entre los efectos ocasionados por la presión se encuentran:

  • Los barotraumatismos, ocasionados por la variación de volumen de aire que contiene el cuerpo debido a la diferencia de presión, que puede producir principalmente lesiones en el oído, en los senos paranasales y en los pulmones. Los síntomas varían en función de la zona afectada, pudiendo incluir dolor de oído, ruidos, vértigos, disminución de la capacidad auditiva o náuseas, y pudiendo, en los casos más graves, llegar a producir la muerte.
  • Enfermedad descompresiva, producida por la formación de burbujas de nitrógeno en los tejidos y la sangre durante el ascenso. Los síntomas pueden incluir la aparición de manchas cutáneas, dolor en huesos, articulaciones y músculos. La grave llega afectar al SNC y sistemas periférico, cardiovascular y respiratorio o gastrointestinal,  pudiendo ser mortal.
  • Sordera del buzo o hipoacusia, originada por la exposición del oído a la sobrepresión.

 

En cuanto a los efectos producidos por la exposición a gases tóxicos, cabe destacar los siguientes:

  • Hiperoxia, consistente en una intoxicación por respirar mezclas de gases provocada por la presión parcial del oxígeno, generalmente por respirar una mezcla demasiado rica en oxígeno. Los síntomas incluyen taquicardias, temblores, vértigos, náuseas. Puede provocar la muerte.
  • Hipercapnia. Intoxicación por respirar mezclas con exceso de dióxido de carbono. Los síntomas varían según la gravedad de la intoxicación y abarcan desde el dolor de cabeza hasta la pérdida de conciencia y la parada cardiorrespiratoria. Si la situación no se controla, se puede agravar produciéndose un síncope y la muerte por ahogamiento.
  • Narcosis de nitrógeno, conocida como la “borrachera de las profundidades”. Intoxicación por respirar aire con elevada concentración de nitrógeno. Los síntomas son la euforia, la pérdida del razonamiento, de la concentración e incluso de la conciencia.